La Leishmania y el cambio climático

Viernes, 28 Octubre 2016 13:47 Escrito por  Germán Cervera Publicado en Veterinaria Visto 1110 veces
Valora la noticia
(0 votos)

La Leishmania o enfermedad del mosquito (como se le conoce vulgarmente) tiene una de las incidencias más altas de nuestro país en la zona levantina. Quiere decir, que nuestras mascotas tienen mucha más probabilidad de contraer la enfermedad que en otras regiones.

Tradicionalmente antes veíamos muchos casos crónicos con sintomatologías principalmente dermatológicas (descamaciones, caspa, úlceras y heridas de piel en salientes óseos que no cicatrizan, crecimiento anormal de las uñas...) y algunos casos con adelgazamiento importante del animal.

Hoy en día nos encontramos con numerosos perros que no presentan ninguna sintomatología específica externa, sino que de repente los propietarios los observan más decaídos, sin tantas ganas de jugar, con poco apetito, y al acudir a nuestras clínicas muchos de ellos son diagnosticados de Leishmania. 

¿A qué se debe este cambio de patrón?

Una de las principales razones es que como la mascota ha pasado a ser un miembro más de la familia, en el momento que notan un cambio en su actitud acuden inmediatamente al veterinario, lo que provoca que detectemos la enfermedad en los primeros estadíos y no llegue a evolucionar, con lo que no tendremos los síntomas tan evidentes.

La enfermedad solía tener sus picos de intensidad entre marzo y agosto debido a las altas temperaturas que es cuando el flebotomo (mosquito que transmite la enfermedad) es más activo. Hoy en día, debido al cambio climático los meses de otoño e invierno presentan temperaturas anormalmente altas que posibilitan la existencia de dicho mosquito.

Por tanto no podemos bajar la guardia, y más tratándose de una enfermedad que se puede trasmitir a los seres humanos si los mosquitos también nos pican a nosotros (zoonosis potencial). 

Existen tres mecanismos básicos de prevención de la enfermedad: 

-Repelentes externos de insectos (collares, pipetas y pastillas)

-Vacuna de Leishmania

-Chequeo analítico de enfermedades antiparasitarias anual

Nosotros recomendamos todos ellos (debido a la zona endémica en la que nos encontramos).

Hay que utilizar repelentes para controlar mosquitos y otros parásitos como garrapatas y pulgas que también transmiten enfermedades a nuestras mascotas. Después tenemos la vacuna de la Leishmania que nació con un poco de controversia al principio, pero que se está demostrando con el paso del tiempo tener una alta eficacia en la prevención.

Por último, tenemos el más que recomendable chequeo analítico-sanguíneo una vez al año para detectar precozmente la enfermedad en animales asintomáticos y luchar con una gran probabilidad de éxito. Dicha analítica se realiza en las clínicas del Grup Veterinari Torrent dentro de la Campaña de enfermedades parasitarias entre los meses de noviembre y enero.

Si diagnosticamos la enfermedad precozmente en nuestras mascotas con la realización de esta analítica, el pronóstico va a mejorar en más de un 85% de los casos.

Ante cualquier duda consulta siempre a tu veterinario.

 

Germán Cervera, veterinario.

Teléfono 96 158 17 40 · C/Padre Méndez, 134 · Torrent 46900 

Grup Veterinari Torrent

Modificado por última vez en Viernes, 28 Octubre 2016 13:50