Las enfermedades congénitas

Viernes, 19 Noviembre 2021 10:20 Escrito por  Germán Cervera Publicado en Veterinaria Visto 156 veces
Valora la noticia
(0 votos)

Se acercan las navidades, y es un momento en el que muchos hogares reciben un nuevo miembro de la familia. Cuando un cachorrito o un gatito entra a nuestra casa lo lógico es pensar en la larga vida que tenemos por delante. Pero un pequeño porcentaje de estos animales tiene posibilidad de tener alguna enfermedad congénita que en los primeros meses no haya mostrado sintomatología.

 

La criptorquidia (testículos no descendidos), es la patología más común dentro de las alteraciones congénitas, afortunadamente no es una patología mortal aunque la recomendación es realizar una esterilización preventiva. En este caso al encontrarse los testículos dentro del abdomen la cirugía es más parecida al de una hembra, sin embargo, una vez resuelto el perro será un paciente sano.

 

Las hernias inguinales o umbilicales también son patologías benignas y de muy fácil resolución quirúrgica.

 

La sordera o la ceguera congénita son también trastornos relativamente frecuentes especialmente lo es la sordera en pacientes albinos, gatos blancos y dogos argentinos albinos. Si bien esta patología no compromete la vida del animal sí que necesitan ciertas adaptaciones para tener una calidad de vida aceptable.

 

Sin embargo, sí que hay otras enfermedades que pueden no ser detectables en los primeros meses. El shunt portosistémico es una de esas enfermedades, consiste en una comunicación de la vena porta, que recoge la sangre del intestino y que debería ir al hígado para depurar ciertas sustancias tóxicas, pero que en lugar de eso accede directamente a circulación general produciendo cuadros neurológicos. Algunos de estos shunt son operables.

 

Los problemas cardiacos congénitos son varios, hoy en día gracias a los avances muchos de ellos se pueden intervenir y ofrecer a los pacientes una calidad de vida excelente. Por eso siempre que se detecte un soplo o un ruido anormal en la auscultación de un cachorro, aunque muchos son soplos inocentes que desaparecen con el crecimiento, es fundamental realizar un estudio ecocardiográfico completo.

 

Cuando vayamos a adquirir un cachorro de una raza en concreto conviene informarse bien de la predisposición genética a esas patologías. Por ejemplo estamos empezando a ver muchos cachorros de razas border collie y muchos propietarios desconocen que un alto porcentaje de estas razas juntos los rough collie y bobtail tienen una alta probabilidad de padecer una alteración genética que le impide metabolizar correctamente muchos medicamentos como por ejemplo la milbemicina que tan frecuentemente se utiliza en los protocolos de desparasitación.

 

Desde Hospital Grup Veterinari Torrent, os recordamos, que como siempre estaremos encantados de asesoraros en todas vuestras dudas.

 

Germán Cervera, veterinario.

Hospital Torrent

Grup Veterinari

C/ Padre Méndez, 134 · Torrent

Teléfono: 96 158 17 40

Más en esta categoría: « Intoxicación en gatos