MRW Torrent: “El pequeño comercio debe salir en busca del cliente y recuperar su confianza”

Viernes, 11 Septiembre 2020 10:39 Escrito por  Publicado en Comercio Visto 455 veces
Valora la noticia
(0 votos)

El Grupo MRW, una firma 100% española, es la empresa de transporte urgente para envíos nacionales e internacionales con mayor implantación en nuestro país, más de 10.000 personas están vinculadas a la marca en más de 550 franquicias y 58 plataformas logísticas en Andorra, España, Gibraltar y Portugal.

 

El Grupo, creado en 1977, realiza en la actualidad 62 millones de envíos anuales, aportando soluciones de negocio concretas para todo tipo de empresas y particulares, y es pionero en la implantación del e-Commerce, convirtiéndose en especialista en este sector emergente.

 

Entrevistamos a Jordi Camí, Director Gerente de MRW Torrent.

 

Señor Camí, ¿cómo se encuentra el sector de la logística tras la crisis del coronavirus?

Sin duda esta crisis va a tener como consecuencia una serie de cambios en los hábitos de consumo que han llegado para quedarse, los compradores están comenzando a recuperar los niveles de gasto anteriores al confinamiento, pero están adquiriendo productos y servicios diferentes, más alimentación y menos ocio, por ejemplo. En cuanto a la logística, estamos cumpliendo un papel fundamental en este cambio de tendencia pues la exigencia de distanciamiento físico ha dado un impulso notable al comercio electrónico, y eso nos está obligando a dar una respuesta eficaz a este crecimiento.

 

¿El éxito de la venta online es un fenómeno puntual o cree que puede ser definitivo?

Se trata de un hecho irreversible, los consumidores están acostumbrándose de forma muy rápida a utilizar los medios electrónicos para realizar sus pagos y ya entienden internet como un canal de compra natural y, sobre todo, seguro. Una encuesta reciente de la consultora Nielsen afirmaba que un millón de hogares españoles se han incorporado al mundo de las compras por internet desde la crisis del coronavirus, y destacaba que un alto porcentaje de personas mayores de 65 años, que tradicionalmente se resistían a usar el comercio electrónico, comienzan a hacerlo con normalidad.

 

¿Cómo pueden beneficiarse los comercios de proximidad de esta revolución?

Parafraseando al aforismo de Mahoma y la montaña, si el cliente no acude físicamente a la tienda el comerciante deberá ir a buscarlo a su casa. El pequeño comercio cuenta en la actualidad con herramientas digitales tan eficaces y asequibles como las grandes marcas. Las pymes que ya habían invertido en estas herramientas lo tienen seguramente más fácil, pero el resto está a tiempo de transformar su negocio hacia el comercio electrónico, usando las Redes Sociales para localizar a su cliente potencial, identificar sus gustos y convertir internet en su canal de venta preferente.

 

¿Eso significará el fin del comercio presencial?

Al contrario, somos una sociedad latina, nos gusta el contacto personal y la experiencia emocional de la compra, pero caminamos de forma decidida hacia un modelo híbrido, en el que el comercio de cercanía no va a desaparecer en favor de la tienda online, sino que ambos mundos van a convivir en una estrategia omnicanal, porque el cliente quiere seguir disfrutando de una atención personalizada, al tiempo que utiliza los servicios que potencian iniciativas como los MarketPlace: la cita previa, la reserva de pedidos, la comodidad del pago electrónico, el envío a domicilio, etc.

 

Ustedes apostaron como empresa muy pronto por impulsar el e-commerce.

MRW ha sido una firma pionera en la introducción y desarrollo del comercio electrónico en España, hemos puesto nuestros conocimientos técnicos y nuestra capacidad logística para garantizar el éxito de cientos de proyectos.

Estamos al lado de los comerciantes del retail para asesorarles y hacerles la vida mucho más fácil, sobre todo en aspectos como la gestión de stocks, la previsión de proveedores o el reparto sostenible. Queremos que se centren en maximizar sus ganancias a través del margen comercial, y que confíen en MRW para resolver el resto de sus necesidades.

 

Estamos viviendo un auténtico cambio social, ¿es así?

Efectivamente. El consumidor es ahora más conservador, más prudente, la crisis económica y la merma de ingresos le ha obligado a ser más cauteloso y ahorrativo. Al mismo tiempo, la paradoja es que este mundo en crisis le ha animado a dirigir sus compras hacia marcas y sectores socialmente responsables, por lo que prefiere productos más ecológicos y demanda que las empresas de servicios mantengan un compromiso firme y visible con la sostenibilidad.

 

¿Cómo se está adaptando el sector de la logística a esta exigencia?

Creo que MRW es un excelente ejemplo en la búsqueda de soluciones eficientes, como lo demuestra nuestra apuesta por la utilización de vehículos eléctricos o bicicletas para llevar a cabo el reparto en zonas de circulación restringida, como los cascos históricos de las ciudades. Tenemos como objetivo para este año 2020 que el 25% de los medios de transporte de paquetería sean sostenibles.

Una forma de contribuir también a la lucha contra el cambio climático.

Así es. El cambio climático es una evidencia científica y todas las empresas, pequeñas y grandes, debemos trabajar para reducir la huella ambiental. En nuestro caso, MRW ha apostado desde hace años por el reparto de última milla sostenible en los cascos urbanos mediante la introducción de medios de transporte alternativos, con el fin de reducir la huella de carbono y contribuir a la disminución de la contaminación acústica.

 

¿Cómo se está llevando a cabo la implantación de este sistema de reparto sostenible aquí en Torrent?

El municipio de Torrent, con alrededor de 82.000 habitantes, integrado en el área metropolitana de Valencia, se ha consolidado desde la segunda mitad del siglo XX como ciudad dormitorio de la capital de la Comunidad Valenciana, por lo que reúne las características urbanísticas y demográficas ideales para que MRW ponga en marcha su estrategia de reparto sostenible. La apuesta de MRW por los vehículos de energías alternativas se ha concretado con la introducción de una bicicleta eléctrica, dotada de un cajón de amplias dimensiones para distribuir la paquetería en el casco urbano de Torrent, con el fin de cumplir con los objetivos de reducción de impacto ambiental e impulsar la movilidad sostenible.