Mostrando artículos por etiqueta: coronavirus

El Ayuntamiento de Paterna finalizará este domingo, 28 de febrero las restricciones de carácter local que llevan en vigor en la ciudad desde el pasado 12 de enero y que el consistorio decretó para tratar de frenar la transmisión comunitaria del coronavirus y proteger la salud de la población paternera ante el aumento en esas fechas de los contagios por COVID-19.

 

Así lo ha acordado el Comité municipal de Seguimiento de la COVID-19 ante la favorable evolución de la situación epidemiológica a nivel local, autonómico y nacional.

 

Con ese fin, el Alcalde de Paterna, Juan Antonio Sagredo ha firmado hoy un decreto por el que acorta el periodo de vigencia de las limitaciones locales que, en lugar de estar en vigor hasta el 2 de marzo permanecerán hasta el 28 de febrero, fecha a partir de la cual la ciudad se regirá únicamente por las restricciones decretadas por la Generalitat y que comienzan a aplicarse el próximo 1 de marzo.

 

De eta manera, Paterna inicia una desescalada que, a nivel, local supone, entre otras cosas, la reapertura de parques, jardines, zonas de juego infantiles, pipi-canes y aéreas de esparcimiento canino.

 

También retoman su actividad las diferentes Bibliotecas y los Museos, la Casa de la Juventud mientras que el Gran Teatro y el Teatro Capri empiezan a recuperar su programación.

 

Informa Nou Horta. Paterna

 

Publicado en Paterna

Ayer por la tarde, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, comunicó que la Comunidad Valenciana era una de las zonas que el próximo lunes 1 de junio pasará a la siguiente fase de la desescalada, a la fase 2. Poco a poco, vamos recuperando la vida cotidiana pero es cosa de todos y todas colaborar en minimizar la expansión de la Covid-19, siguiendo las normativas establecidas desde el Gobierno en cada fase.

 

A continuación explicamos los cambios que suponen esta nueva fase respecto a la anterior:

 

Movilidad

- Las franjas horarias para pasear o practicar deporte desaparecen, solo habrá que tener en cuenta el horario de las personas mayores de 70 años y/o vulnerables, que serán los únicos que todavía tengan que seguir un horario para pasear, establecido de 10 a 12 h y de 19 a 20 h

 

- Se anula la restricción de los paseos de 1 km de distancia y la de hacer deporte fuera del municipio de la residencia

 

- Todavía no se permiten las visitas de una provincia a otra

 

- Las restricciones dentro de los vehículos se mantienen: los vehículos privados de hasta nueve plazas, conductor incluido, permiten que se ocupen todos los lugares y sin necesidad de llevar mascarilla siempre que los ocupantes sean convivientes. Si no viven juntos, se permite ocupar un único asiento por hilera y con mascarilla

 

Reuniones

- Permitidas las reuniones sociales hasta 15 persones

 

- Reuniones de trabajo y conferencias hasta 50 personas

 

- Salidas de turismo activo en grupos de hasta 20 persones

 

Playas y piscinas

- Los valencianos y valencianas ya podrán ir a las playas y piscinas

 

- Las piscinas, por una parte, tendrán un aforo máximo del 30% y para ir, será necesario pedir cita previa (un nadador por calle)

 

- Los baños en las playas ya están permitidos, pero siempre se tiene que mantener la distancia de seguridad establecida. Además, los ayuntamientos serán los encargados de establecer las limitaciones de acceso y de aforo de cada playa, respetando los 2 metros de distancia entre bañistas

 

Restauración

- Los restaurantes pueden empezar a servir en el interior del local, con un aforo del 40% y distancia mínima entre mesas de 2 metros (mismas condiciones y medidas de higiene que en las mesas de terraza)

 

- Servicio de barra todavía no está permitido

 

- Las terrazas se mantienen como hasta ahora, con un 50% de ocupación

 

Ocio y turismo

- Discotecas y bares nocturnos todavía no abren

 

- Los establecimientos de actos y espectáculos culturales, tales como cines, teatros y auditorios, sí que pueden volver a abrir sus puertas pero con una limitación del 30% (espectáculos en espacios abiertos tienen que ser para menos de 400 personas, y en lugares cerrados para menos de 50 personas)

 

- En los espacios cerrados, el espectador tendrá que contar con un lugar o butaca previamente asignado

 

- Reapertura al público de zonas comunes en hoteles y alojamientos turísticos a 1/3 de aforo

 

Deportes

- Abren los centros deportivos cubiertos mediante cita previa y un máximo de aforo del 30%

 

- Deportes que se realizan con un máximo de dos personas, sin contacto físico

 

- Se podrán utilizar los vestuarios

 

Comercios

- Los centros comerciales vuelven a abrir sus puertas pero con un aforo del 40%, y queda totalmente prohibidas las áreas recreativas y las zonas comunes

 

- Se elimina la restricción de los 400 m² y se incrementa el aforo al 40% permitido

 

- Se amplía el número de lugares de mercadillos al aire libre en 1/3 de lugares autorizados siempre que se asegure la distancia (decisión de los mismos ayuntamientos de cada municipio)

 

- En el caso de establecimientos del sector textil, los probadores serán utilizados por una única persona, y después de cada uso tendrán que desinfectarse

 

- Horario de atención con servicio prioritario a las personas mayores de 65 años

 

Bodas, velatorios y lugares de culto

- Pueden celebrarse bodas hasta 100 invitados en espacios abiertos y de 50 en espacios cerrados

 

- Velatorios pueden ser hasta 25 personas en espacios abiertos y 15 en espacios cerrados. En el caso de enterramientos, se restringe un máximo de 25 personas

 

- Se permite la asistencia a lugares de culto siempre que no se supere el 50% del aforo

 

Educación

- Pueden realizarse clases de refuerzo en centros educativos y actividades escolares para menores de 6 años para aquellas familias en que los padres trabajan

 

- Abren con un 1/3 de aforo las autoescuelas, academias y bibliotecas

 

Residencias

- Se podrán visitar los centros de personas con discapacidad y mayores, pero en este último caso, en ocasiones muy excepcionales

 

- No se permitirán las visitas donde haya casos confirmados de la Covid-19 y/o usuarios en cuarentena

 

Trabajo

- Siempre que sea posible, continuará fomentándose la continuidad del teletrabajo siguiendo las medidas de higiene y prevención necesarias

 


Recordad que el uso de mascarillas es obligatorio en espacios cerrados y en la vía pública siempre que no se garantice la distancia mínima de 2 metros entre personas. Además, en todos los puntos anteriores, se tienen que seguir las medidas de higiene y distanciamiento social establecidas, sin excepción.

 

¡Continuamos avanzando hacia adelante con responsabilidad y conocimiento!

Publicado en Salud

El Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha realizado una comparecencia en directo desde el Palacio de la Moncloa de Madrid para informar de las nuevas medidas tomadas para frenar la expansión del coronavirus en España.

 

Después de varias horas de reunión durante toda la jornada de hoy, finalmente el Presidente ha explicado las distintas medidas que se van a tomar en el país, actuaciones en las que todos y todas debemos colaborar.

 

A continuación, un pequeño resumen donde distinguimos:

 

- A partir de este momento, todas las competencias en el territorio español estarán en manos del Gobierno de España.

 


- Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, policías locales y autonómicas y Fuerzas Armadas, serán controladas desde el Gobierno para vigilar a los ciudadanos que cumplan con el Estado de Alarma.

 


- Se implementarán ayudas para paliar los efectos económicos y sociales del Estado de Alarma, destacando el apoyo a los trabajadores, autónomos, empresarios, familias y a los colectivos más vulnerables; el apoyo a la flexibilización de los mecanismos de ajuste temporal de actividad para evitar los despidos; el apoyo a la actividad económica para garantizar la liquidez; y el apoyo a la investigación de la vacuna sobre el coronavirus.

 


- Los medios sanitarios, tanto los públicos como los privados, se ponen a disposición del Ministerio de Sanidad.

 


- Las medidas que conforman este Estado de Alarma se prolongarán al menos durante 15 días.

 


- Se limita la circulación por las calles, habiendo como excepción una serie de requisitos tales como para comprar alimentos, productos farmacéuticos, para el cuidado de mayores o personas con necesidades especiales, para ir al trabajo (aquellos que no puedan realizar sus tareas desde casa), o para acudir a distintos centros de salud, así como, evidentemente, la vuelta a sus hogares después de alguno de estos trayectos. Asimismo, se permitirá también ir a gasolineras para repostar.

 


- Toda actividad comercial minorista, a excepción de comercios de primera necesidad, queda suspendida.

 


- Los establecimientos que permanecerán abiertos son: tiendas de alimentación, farmacias, centros médicos, tintorerías, ópticas, ortopedias, estancos y quioscos, tiendas de alimentación de animales domésticos, tiendas de telefonía.

 


- Siguen suspendidas todas las actividades festivas, espectáculos, bares y restaurantes, eventos culturales y de ocio, y centros deportivos.

 


- La actividad educativa presencial en todos grados y niveles de enseñanza queda anulada provisionalmente, manteniendo las modalidades a distancia y online siempre que sean posibles.

 


- Pedro Sánchez ha querido informar que "el Gobierno garantiza el suministro alimenticio y energético", e insiste en que "debemos trabajar unidos y coordinados".

 

 

El virus lleva en España más de 6.200 contagios y ha provocado 191 muertos, según los últimos datos del Ministerio de Sanidad, así como informar que hay más de 500 altas médicas.

 

Os recordamos las medidas que deben tomarse para evitar la propagación de este virus, las cuales podéis consultar en el siguiente enlace.

 

Finalmente, desde nuestra redacción hacemos un llamamiento a la colaboración ciudadana y a evitar salir de nuestras casas siempre que sea posible. Y por supuesto, muchas gracias a todas aquellas personas que están trabajando duramente luchando contra este virus.

 

Informa Nou Horta

Publicado en Salud
Lunes, 03 Febrero 2020 13:53

Por favor, que no crezca la “chinofobia”

El maldito coronavirus de Wuhan ha provocado ya miles de contagios y algunos centenares de fallecidos. Vaya por delante que una sola muerte merece preocupación, pero una vez más las medidas que se están tomando parecen un tanto exageradas, sobre todo en lo que afecta a los viajes. Rusia ha cerrado su frontera de 4.300 kilómetros con China, Estados Unidos prohíbe la entrada a extranjeros que hayan viajado a China en las últimas dos semanas, decenas de líneas aéreas, entre ellas Iberia, han suspendido sus vuelos a China, compañías de cruceros evitan la escala en Shanghái y la cambian por Singapur, las cadenas hoteleras anulan reservas... Insisto en que cualquier vida es importante pero todo parece un poco extremo.

 

La alarma ante un virus desconocido está justificada, pero pocos saben, ni se preocupan, porque cada año se produzcan en España 800.000 casos y que mueran unas 15.000 personas por algo aparentemente tan simple como la gripe. Tampoco se piensa, a nivel mundial, que el sarampión haya costado 140.000 vidas en 2019 o que dolencias infecciosas como el VIH, la tuberculosis, la hepatitis viral, la malaria, las enfermedades tropicales desatendidas y las infecciones de transmisión sexual matarán a unos 4 millones de personas en 2020.

 

Y casi tan preocupante como la enfermedad en sí es el síndrome que está provocando que he dado en llamar “chinofobia”. He visto cambiar de dirección a clientes de El Corte Inglés, al cruzarse con los abundantes compradores chinos que en estos días aprovechan las promociones del Año Nuevo Lunar dedicado a la Rata, los restaurantes de comida asiática han visto descender el número de sus clientes y hasta los chinos del “todo a cien” también registran menos ventas. En este sentido, algunos de ellos han remarcado en su defensa que todavía no hay casos confirmados en España, la mayoría ni siquiera han viajado a su país natal en años y, además, todos los productos que utilizan en los restaurantes son de origen español. Incluso a nivel médico prevalece en cierto modo el síndrome. Llevo un par de días arrastrando un catarro y cuando he ido al médico, la primera pregunta ha sido: ¿no habrás estado en China últimamente? "No, la última vez fue hace más de un año –respondí– pero la semana pasada en Fitur he compartido un almuerzo con medio centenar de chinos, nueve de ellos en mi mesa". No pareció motivo suficiente para internarme...

 

En Francia y Canadá, las personas de origen asiático se han manifestado en las redes sociales para repudiar las expresiones de discriminación en su contra que se han incrementado ante los temores de la propagación del coronavirus. Algunos de ellos llevan una pegatina que dice “No soy un virus”. Incluso la propia Embajada de China en España ha alertado sobre esta situación, explicando que el enemigo es el coronavirus y no lo chinos.

 

El rechazo hacia lo chino, contrasta con la eficaz respuesta que, en este caso, ha tenido el Gobierno del país, con hitos que solo en China se explican: aislar en pocas horas a unos 40 millones de habitantes de Wuhan y otras ciudades, construir un hospital para mil camas en solo seis días con 800 retroexcavadoras de 100 toneladas y, especialmente, la rapidez en detectar la epidemia, aislar el virus, secuenciar el genoma y compartir su información con la Organización Mundial de la Salud (OMS) así como su compromiso con la transparencia y apoyo a otros países. El propio presidente de la OMS Tedros Adhanom, ha insistido en que “la OMS se opone a cualquier restricción de viaje o comercio a China. No sabemos el daño que el virus podría causar si se expandiera a un país con un sistema sanitario más débil”.

 

Miedos que no causan miedo

El caso de las alertas sanitarias es similar al miedo que producen los actos de terrorismo o los accidentes de avión, por ejemplo, y las consecuencias que tienen sobre el turismo son igualmente dramáticas. Los atentados terroristas que tuvieron lugar en los últimos años en Túnez, Egipto y Turquía arruinaron el sector turístico en esos países y les está costando mucho remontar en los dos últimos años. En España sabemos mucho de terrorismo, los más de 800 muertos de ETA o los 200 del primer atentado islamista en Europa, nos lo recuerdan constantemente. Sin embargo, España sigue siendo el tercer destino turístico mundial en visitantes y el segundo en ingresos.

 

Grandes ciudades turísticas como Nueva York, Londres, Madrid, Barcelona, Moscú y París han sufrido ataques terroristas de distinto tipo. Sin embargo, Nueva York ha recibido a final de 2019, 13,6 millones de turistas, Londres y París superaron los 19 millones de turistas, Moscú, Barcelona y Madrid, a cierta distancia, están también entre los destinos turísticos más populares.

 

Enfermedad, terrorismo, accidentes son peligros inherentes al hecho de viajar. Sin embargo, no se tienen en cuenta otros riesgos mucho más graves con los que nos hemos acostumbrado a convivir. Cada día mueren más de 3.500 personas en el mundo por accidentes de tráfico (1,3 millones al año; que llegarán a más de 2 millones en 2030), según la OMS y, sin embargo, cada día nos montamos sin miedo al coche, no siempre en buenas condiciones (alcohol, cansancio, sueño, estrés...) y sin saber cómo va el que conduce en la otra dirección. Cada día hay 120.000 vuelos (el 29 de junio de 2018 se alcanzó el récord de 200.000 vuelos en un solo días) y cada año 4.380 millones de pasajeros utilizan un avión, pero nos sigue causando respeto hacerlo, no vaya a ser que... Según la OMT (Organización Mundial de Turismo) en 2019 se consiguió la cifra récord de 1.400 millones de turistas internacionales que cruzaron alguna frontera en sus viajes de placer. Y el ritmo de crecimiento no hay quien lo pare.

 

Los chinos, un gran negocio

Entre ellos, los chinos ocupan el primer lugar, con un total de 149,7 millones que viajaron al extranjero en 2018 frente a los apenas 10 millones que salieron de su país en el año 2000. A España llegaron 869.000 turistas chinos el pasado año y su principal actividad fueron las compras. El gasto medio del visitante chino se sitúa en 2.563 euros, una suma que está muy por encima de la del turista alemán (1.052 euros) o el francés (651 euros).

 

Por eso y muchas más razones, hay que seguir acogiendo a los visitantes chinos con cariño y sin temor y por eso también, entre otras cosas, no se puede renunciar a la libertad de viajar a cualquier destino porque, teóricamente, pueda ser más inseguro. Como demuestra la dura realidad, y recordaba Taleb Rifai, ex Secretario General de la OMT: “Ningún país es inmune o totalmente seguro”. Los políticos y los militares deben tomar las medidas oportunas para combatir este tipo de terrorismo y cualquier otro, usando aviones, drones o tropas, mejorando la seguridad y colaboración, aumentando la prevención, combatiendo las vías de financiación y tráfico de armas a las organizaciones terroristas... Y también las organizaciones sanitarias y los sistemas de prevención deben aprender a combatir epidemias, virus extraños y todo tipo de enfermedades. Pero los viajeros, ¿qué podemos hacer?. Obviamente, seguir viajando. Asumir que un posible ataque terrorista o una enfermedad se suma a otros riesgos del viaje: accidentes, violencia, robos, estafas...

 

Los españoles que viajan a China aumentan cada día, aunque aún estamos lejos de otros destinos. En 2019 han sido algo más de 150.000, creciendo a un ritmo de 8% anual, pero el país merece mucho más. Sus 5.000 años de historia, con una superficie que es 20 veces la de España, el primer país del mundo con más Patrimonio de la Humanidad, su cultura inigualable, sus variados paisajes naturales majestuosos, su rica gastronomía, su imagen moderna de rápido desarrollo... con 30.000 kilómetros de vías de alta velocidad (dos tercios del total mundial), con decenas de miles de hoteles dan para mucho. No hay que dejar de viajar a China.

 

Porque si los que amamos viajar, y estamos convencidos de que “el turismo sea el mejor vehículo para la paz” como dijo Juan Pablo II, nos amedrentamos, cambiamos los planes de viaje o nos quedamos en casa, de alguna forma estamos siendo cómplices del objetivo de los terroristas o de los virus malignos. Uno de sus grandes presidentes y padre de la Constitución estadounidense, Benjamín Franklin dijo: “Cualquier sociedad que renuncie a un poco de libertad para ganar un poco de seguridad no merece ninguna de las dos cosas”.

 

 

 

Publicado en Opinión general
Etiquetado como